Si nos adentrams en el puerto donostiarra, nos encontraremos varios restaurantes donde poder degustar de una buena cocina donostiarra y marinera, mientras disfrutamos de la brisa del mar. Tenéis varias terrazas para elegir, nosotros en esta ocasión hemos optado por el Sebastian.

Al sentarnos en la mesa nos ha venido a recibir Iosu Iraregi, cuarta generación de la familia y que desde este año lleva las riendas del restaurante, tras estudiar cocina en la Escuela de Cocina de Luis Irizar y Armendariz y aprender al lado de su padre desde el año 2005 en el propio Sebastian.
Nos cuenta como su bisabuela Pantxika Eguren fue pionera en asar pescados a la parrilla en el muelle donostiarra, para ello utilizaba una parrilla especial de gas, todo ello ocurrió en el restaurante Pantxika en el año 1945. Luego en el año 1962 el abuelo de Iosu, Sebastian Iraregi, abrió el Sebastian, que pasó después a manos de Luis Iraregi, padre de Iosu. Es este último quien dirige hoy en día el Sebastian.

En el Sebastian podremos disfrutar de una gran cocina tradicional vasca, donde, como no podía ser de otra manera por su ubicación, los grandes protagonistas son los pescados y mariscos elaborados de diferentes maneras, siempre sacando el mayor provecho del producto fresco que utilizan y haciendo disfrutar al comensal con su gastronomía.

Si nos adentramos en su carta, en lo que a entrantes se refiere podemos encontrar un gran surtido de marisco de gran calidad, como por ejemplo: las gambas blancas a la plancha, las zamburiñas, los carabineros a la parrilla, la langosta, las almejas, el txangurro o las cigalas. Todo este espectáculo del marisco fresco está acompañado por una gran sopa de pescado o por unas maravillosas kokotxas, que podemos tomarlas bien rebozadas o bien en salsa verde.

Otro de los apartados principales de la carta es el de los pescados. Todos los pescados son frescos, y aunque tengan una oferta fija, siempre cabe la posibilidad de que encontremos algún pescado de temporada. Muchos de los pescados los elaboran a la parrilla, pero no en una parrilla de carbón, sino que utilizan una parrilla especial de gas que empezó a utilizar Pantxika y que consigue que todo el jugo que suelta el pescado no se pierda y sirva luego para elaborar las deliciosas salsas que acompañan los pescados.

Dicho esto, podremos disfrutar de grandes pescados como el besugo a la parrilla, el rodaballo a la parrilla, la merluza rebozada, los chipirones en su tinta o a la plancha, el bonito a la parrilla o con tomate (en temporada), el lenguado, el rape o el mero.

Para dar el mejor colofón posible a este homenaje a la cocina tradicional vasca y a la cocina de los productos del mar, podemos optar por cualquiera de los postres caseros que nos ofrecen, que son fiel muestra del apartado dulce del recetario de la gastronomía vasca. Entre ellos podemos encontrar la cuajada, la natilla, el arroz con leche, el flan o las tartas caseras.

No es mal plan el de sentarse en el Sebastian, disfrutar del ir y venir de los barcos que entran y salen del Puerto donostiarra y a su vez deleitarse con la gran cocina tradicional vasca y marinera que elaboran en el Sebastian. ¡On egin!

Nombre: Sebastian

Dirección: Paseo del Muelle 14 (Donostia)

Teléfono: 943425862

Cierre: Martes

Precio: Menú del día 28€ / Carta 40-50€