Cogemos el pan, ponemos encima una tortilla de un huevo de guisantes, espárragos de temporada y cebolla pochada, añadimos unas láminas de merluza, 2 almejas y trampantojo de ajo (almendra) y cayena (bayas de Goji en escabeche). El otro trozo de pan lo mojamos con salsa verde líquida y “et voilà” una merluza a la koxkera entre pan y pan.

Aprovechando el nombramiento de este bocadillo como mejor de Gipuzkoa nos hemos acercado hasta Xera Gastroteka para volver a disfrutar de esa “merluza a la koxkera” entre pan y pan, porque si son capaces de convertir en bocadillo un plato tan significativo de nuestra cocina, ¿De que no serán capaces?.

Al frente del Xera Iker Colino, gerente, y Carlos Nuez y David de la Calle, en la cocina, que llevan haciendo disfrutar de su buen hacer en los fogones a todos los que se acercan hasta Renteria desde el 11 de Abril del 2014, un año de nada.

Carlos y David unieron sus caminos hace 4 años en el Goxodenda de Hondarribia. Anteriormente Carlos ha trabajado en lugares como el Botarri, el ZM y el Asador Basque; mientras que David ha cocinado en el Roteta y en el Alameda, todo eso antes de embarcarse en la aventura culinaria del Xera Gastroteka.

Hora de desvelar de que son capaces estos dos titanes de los fogones. Son capaces de ofrecernos una cocina en la que juegan con los sabores y productos de la cocina vasca y catalana, una cocina tradicional pero a la que añaden su toque de creatividad, su toque personal, convirtiendo todo plato que sale de la cocina en toda una experiencia de aroma y gusto, en todo un placer gastronómico.

En el bistrot-bar podemos degustar una gran selección de pinchos fríos entre los que destacan el “Nací en el mediterráneo” un milhojas de escalivada con ali oli y tosta de butifarra; la esqueixada de bacalao presentada en formato aspic; la lata de ensaladilla de pulpo y patata al pimentón de la vera; y la ensaladilla de pollo asado y mahonesa de maíz.

Entre las raciones caben destacar la de los chipirones fritos, reyes de la carta, y las patatas con mojo verde. Toda esta oferta, por la que estamos a punto de salir corriendo directos hacia allí, la culminan con unos suculentos pinchos calientes como el talo de pollo, la miniburger con pan de albahaca y la vieira sobre crema de azafrán y trufa.

Si en vez de quedarnos en el bar nos aventuramos a entrar en el comedor, viviremos toda una aventura apasionante con la cocina tradicional por bandera, con un menú entre semana que cambia diariamente, y otro de fin de semana que cambia semanalmente.

Para que os hagáis una idea, entre los entrantes podremos encontrar platos como la ensalada templada de hongos y setas con virutas de foie y puré de pera, los raviolis fritos rellenos de Idiazabal ahumado sobre crema de calabaza y vainilla o las pochas (eso en temporada o si no otro tipo de legumbre) guisadas con caldo de marisco.

En lo que a pescados se refiere delicias como los lomos de bacalao en tempura con pil pil y piperrada o la merluza asada sobre caldo de langostinos y pil pil de cítricos. Mientras que en la oferta cárnica podemos deleitarnos con el secreto ibérico a baja temperatura con salsa de Oporto o con el jarrete de cordero deshuesado con su menestra de verdura y su jugo.

Para terminar todo un festival dulce de postres, entre otros, el tiramisú de mandarina y toffee, la torrija crujiente de chocolate con helado de vainilla y crema de tomillo y limón y la tarta de manzana asada en vaso.

El bocadillo “Koxkero” es un claro ejemplo del atrevimiento culinario del Xera Gastroteka, un atrevimiento que nos hará disfrutar de una experiencia culinaria extraordinaria. ¡On egin!

Nombre: Xera Gastroteka

Dirección: Plaza Xabier Olaskoaga (Renteria)

Teléfono: 943344875

Comedor: 1 para 30 comensales / 1 reservado para 10 comensales

Cierre: Bar: Nunca / Cocina: noches de domingo a miércoles

Precio: Menú entre semana 20€ / Menú fin de semana 25€