II Premios Jakitea a lo mejor de la cocina tradicional

Ayer se entregaron los II Premios JA(KI)TEA en reeconocimiento a la labor que realizan varios hosteleros en favor de la cocina tradicional. La entrega de los Kaikus se realizó en el Palcio Agirre de Deba.

Se premiaron 7 trayectorias profesionales en diferentes categorías:

- El premio al “Mejor Pintxo Tradicional”, lo recibió Paco Bueno, del Paco Bueno de la parte vieja donostiarra, por esa maravilla de la cocina donostiarra como es la “gamba a la gabardina” que en esta casa lo bordan. Recibió el premio de manos de Mari Fran, concejal de cultura del Ayuntamiento de Deba.

- El premio al “Mejor Plato Tradicional”, lo recibió Mamen Ollokiegi en representación del Kako de Astigarraga. El plato premiado fue el de “katu arraia en salsa”. Un plato que era una institución de Angela Zubillaga, alma mater del Kako y madre de Mamen, y que ha sido el plato estrella de la casa durante muchos años. Recibió el premio de manos de Juan Manuel Garmendia, Campeón de Euskal Herria de Parrilleros.

- El tercer premiado de la tarde fue Pili Bereziartua del Irubide de Hernani, por el impulso realizado al euskara. Significativo fue la dedicatoria de Pili, que dedicó el premio a todos los euskalzales, de casa y que viven en el extranjero. Le entregó el premio Roke Akizu, director de Turismo de la Diputación Foral de Gipuzkoa.

- A la hora de premiar la trayectoria profesional, se entregaron dos premios. El primero en subir al estrado fue Iñigo Yagüe, responsable durante muchos años de la cafetería del Instituto Oncológico, que ha ayudado a mucha gente a hacer más fácil la estancia en este hospital.

- La segunda persona premiada por su trayectoria fue Maria Zabala, que recibió el premio de manos de Josema Azpeitia, coordinador de la revista Ondojan y que recalcó el gran merito que tiene Maria al seguir al pie de los fogones a sus 88 años en el Centro Social de Legazpia.

- El siguiente premio entregado por Jose Mari Murgiondo, representante de Lumagorri, fue a caer en manos de Amaia Ortuzar, del restaurante Ganbara de Donostia, por esa excelente calidad de los productos que utilizan en su ocina y que hace las delicias de todos los que nos acercamos a la barra o al comedor.

- El último premio de la noche fue entregado por Mertxe Garmendia, directora de turismo del Gobierno Vasco, y Xabier Zabaleta, presidente de la asociación JA(KI)TEA. El premio al mejor embajador de la cocina tradicional vasca fue para el restaurante Casa Julian de Tolosa de Madrid, representante de la gran chuleta a la parrilla en pleno centro madrileño.

En el acto, dirigido por Agurne Anasagasti y Oraitz Garcia,  además de los mencionados que entregaron los premios, participaron Joxe Mari Aizega, director del Basque Culinary Center, y cocineros miembros de la asociación. Tras la entrega de premios los asistentes pudieron disfrutar de un pequeño lunch con foie Rougie, jamón ibérico Carrasco, pollo Lumagorri, sidra Zabala, vinos Mitarte, cava Torelló, ceveza Heineken y café Aitona.